Puede que estés planteándote obtener motores de persianas en embajadores de Madrid o cualquier otro elemento relacionado. Si es así, quizás te interese el presente texto, donde te vamos a hablar brevemente sobre la historia de la persianas.

La denominación “persiana” viene de "Persia" debido a que las primeras importaciones que se hicieron a Europa vinieron a través de Venecia desde Persia. Por esto último, también son llamadas venecianas.

La persiana tiene una historia de muchos siglos. Se especula con que, hace miles de años, en el antiguo Egipto y en la antigua China, ya se utilizaban. Estas últimas eran más rudimentarias y se elaboraban con bambú, pero las egipcias, elaboradas con juncos, llevaban encima mucho más trabajo y funcionaban de un modo muy parecido al de las persianas actuales precursoras de los motores de persianas en embajadores de Madrid.

Es un objeto que se ha mantenido durante siglos gracias a su gran utilidad, ocasionando verdaderos beneficios para la salud. A pesar de su antigüedad, el invento no se patentó hasta 1769, que fue cuando se comenzó a fabricar de manera industrial en Londres. La patente corrió a cargo de Edward Bevan, a quien se le considera el diseñador del modelo moderno que conocemos a día de hoy.

La demanda de persianas fue creciendo a la vez que la historia avanzaba, mejorando la calidad de vida de los seres humanos. Desde entonces se han usado como protección solar, para mantener un lugar fresco e incluso para decorar.

La verdad es que la historia de la persiana es apasionante. Desde los sistemas más rudimentarios hasta los mecanismos más avanzados, la persiana siempre ha sido un elemento clave en el hogar. En Persianas Centro somos conscientes de ello y, por eso mismo, tenemos a un gran equipo de profesionales trabajando con nosotros. No dudes en contactarnos si lo necesitas.